miércoles, 27 de julio de 2011

LA COMARCA

Tan pura y pequeña
como la tierna flor de almendro
que tiembla con la brisa.

Como las hojas verdes,
danzando el baile de las sombras,
del árbol tupido que se alza
en pos de la luz.

Como un suspiro disfrazado de mirada,
un olor convertido en la frescura
de la fruta deseada.

Menuda, pulcra, delicada,
La Comarca.

6 comentarios:

Pilar dijo...

Que lindos versos ;)

maría dijo...

tus palabras me llevron, a otra vida, otros tiempos, otra ilusón...

María dijo...

La comarca. la tierra, la madre...
Hermosa imagen. imborrables recuerdos.
Mi beso.

Aurora dijo...

Qué versos más frescos y ligeros. Tienes don para escribir, se nota rápido.
Saludos, pasa feliz día.

yolanda dijo...

El fuego es totalmente hipnótico para mi.
Saludos!!!

Curiosa dijo...

lindo poema, Ignacio ....
beijo pra vc ..