lunes, 18 de febrero de 2008

Sueño


El viento incesante que ulula en mi ventana
trae esta noche aromas de otras tierras.
Paraísos lejanos.

Las estrellas
son gotas que la lluvia
olvidó en el cristal.

La noche es terciopelo negro,
húmedo,
que se extiende por el suelo hasta alejarse
anhelando ser raya de horizonte,
quizás punto de un fin.

En cada estrella, un color.
Cada color una historia.
Cada historia un pensamiento,
o un deseo.

De repente,
me sorprendo absorto,
mirando las gotas de lluvia en mi venta.
Desconecto
y decido, cansado,

cerrar los ojos.



Ya es hora de dormir.

18 comentarios:

Juan de la Cruz Olariaga dijo...

Acá estoy para agradecerte tu visita y comentario. Sencillamente gracias con la sinceridad entre los dedos. Nobleza obliga, y he repasado tu blog, te digo que lo escrito es atrapante, desde la primera hasta la última palabra, tiene algo especial y también estaré visitandote mas que amenudo. Si me permitís te pondré en mis Recomendados, tus textos merecen ser leídos y más aún releidos. Te dejo un abrazo y hasta la próxima.

Klau dijo...

HOLA MI NOMBRE ES KLAU Y VENGO A TI DE LA MANO DE IGNACIO (MI MAESTRO EN LA INSPIRACION DE LA LOCURA DIURNA Y NOCTURNA)
QUE LASTIMA ME DA A VECES ESTAR TAN LEJOS DE GENTE TAN TALENTOSA COMO TU, COMO EL, A VECES AGRADEZCO ESTAR LEJOS PANTALLA DE POR MEDIO DE GENTE QUE DA ESCALOFRIOS... NO TU.. TU CONMUEVES Y ESO ES NECESARIO PARA MI.
"Añoranzas" ES SUMAMENTE BELLO
Y YO ESTOY MUY SENSIBLE JAJJAJAJAJ
TE FELICITO POR TU BLOG
SERA LUGAR DE VISITA A DIARIO

TENGO SUEÑO YO TAMBIEN VOY A DORMIR

UN BESO
KLAU

Klau dijo...

GRACIAS POR CONTESTARME
UN PLACER TENERTE CERCA "EN CASA"
AHORA ME HARE "ADICTA" A ESTE ESPACIO
ATRAPAS..INEVITABLEMENTE SE CONCIENTE DE ELLO...
BESOS
KLAU

Ariam Ram dijo...

Te imagino en esa tierra amada... Allí las gotas de lluvia son estrellas y la noche terciopelo. Bien cierto.

¿Sopla Levante?

Sopla que sopla, que lleva, que trae... Y ese olor... A mi me traes su aroma a pura piedra caletera, a cañailla en mi boca...

Y te imagino mirando el cristal y su través... Si yo pudiera estar en ese tu paraíso lejano, tan cerca, tan lejos...

También llueve aquí en cristales que dejan ver el verde que me rodéa... recién llegada la lluvia conmigo.

Cerrar los ojos y dormir...

Qué cierto que es paz y descanso cuando las nubes son densas...

Encantada de conocerte,

Mar.

Reggis FraPe dijo...

Pues al igual que Klau, he llegado aquí provocada por los comentarios del maestro Ignacio, y ¿Sabes? Ha valido la pena que lindo transmites….un saludo y estaré visitándote…Chaux.

Anónimo dijo...

Es sublime, como todo lo que he leído en esta página. Ignacio, eres poeta, uno de los grandes.(Novelista, dramaturgo y contable además, jajajaja) En ti se cumple aquello de que la poesía es un arma cargada de futuro. Ojalá el futuro del mundo dependiera de personas como tu. Por cierto, ¿sabes de Bukowski? Fue escritor y se ganó la vida como cartero. Ánimo. Llegarás. No habrá puerta que resista esta fuerza que tienes.
Sigue, sigue escribiendo.

Una lectora encantada.
Barcelona.

Bohemia dijo...

Saludos, me gusta el giro que ha tomado tu blog, he leído los últimos poemas y es un placer venir a abrevar en tus letras.

Suerte!

IGNACIO dijo...

Querido Ignacio he contemplado desde La Caleta las estrellas, desde la playa la Victoria el horizonte, desde las Puertas de Tierra, todos esos 3000 años de historia.
EL cielo es muy azul, en días de levante las noches son nítidas, y no he visto otro lugar mejor donde ver las estrellas, quedándome absorto muchos momentos en cada una de ellas.
No me extraña para nada tu inspiración en este poema, conociendo la tierra.

Aún así plasmar lo cotidiano, de esta forma tan elegante no es fácil.
Te felicito compañero.
Abrazos.

Angela Teresa Grigera dijo...

Ignacio, verdaderamente deberé agradecer a tu tocayo la invitación que nos ha hecho para que visitemos tu espacio.
Agradezco tu visita a mis blogs, están creados desde el corazón más que del talento, y están abiertos siempre para todo aquel que tenga el corazón y el alma en libertad.

Leer este poema es ir viendo cada estrella, cada gota de lluvia, el cielo a travez de tus palabras que son escritas como a mí me gusta, sin rebusque, sencillas, directas, con el lenguaje del alma.

Te dejo mi agradecimiento y mi promesa de volver. Voy a linkearte, porque creo que también es bueno no olvidar tu casa y que cada quien visite la mía sepa por donde suelo volar y dejo que acaricien mi alma con buena poesía.

Anngiels en dia de lluvia

www.enmemoriadetuamor.blogspot.com
www.poemasparamiamor.blogspot.com

MaleNa . la porteña dijo...

Tus letras caen y caen como cristales leves, sobre mi rostro.


Gracias por la poesía.


MaLena.

Ignacio Bermejo dijo...

De verdad que no podéis imaginaros todos lo agradecido que estoy a todos estos comentarios. Escribiré siempre, es lo que mejor sé hacer y lo que más amo hacer, y lo haré para ustedes y para todas las personas que como ustedes, amen a las palabras. Os confieso que estoy muy emocionado. GRACIAS DE TODO CORAZON.

Rui Caetano dijo...

Um poema belíssimo. Em cada estrela um calor por um sonho sempre renovado.

muxica dijo...

Sin palabras leo y admiro tu poesía
Un saludo

mi despertar dijo...

Muy interesante tus escritos

Gabriela dijo...

Me encanta la poesìa, los versos y esta vez,la forma en que los destilas. Un buen descubrimiento.

Un saludo afectuoso.

mi despertar dijo...

Cerra los ojos, sentirse libre treparse a la luna y sonreir...
Cerrar los ojos sentirme una, tan sólo una en tu sentir. Volar sin alas, mirar el cielo, quedarme quieta y sonreir.Sentirse libre,cerrar los ojos amar de nuevo ,volver a vivir.



gracias por compartir

Hechicera dijo...

Felices y dulces sue�os Ignacio..

Que una lluvia de estrellas chispeante y luminosa te arrope..

Besos del color que m�s te guste..

MARIA dijo...

¡Qué bello epílogo para el final del día!
Saber contemplar en cada detalle de lo que nos rodea, nuestro propio sentir, nuestro propio vivir y ¿por qué no? nuestra propia historia.
Es hermoso saber que mañana al despertar podemos iniciar un nuevo día y contemplar un nuevo paisaje.

Íntimamente bello.
Besos.